Miles de trabajadores protestan contra cierre de fábricas de Ford en Brasil.

Miles de trabajadores de Ford protestaron este martes contra el cierre de todas sus fábricas de automóviles en Brasil anunciado el lunes de manera sorpresiva por la compañía estadounidense.

Desde primera hora de la mañana, unos 3.000 trabajadores, con máscara de protección contra el coronavirus, se concentraron frente a la fábrica de Camaçari, en el estado de Bahía (nordeste), y unos 500 frente a la de Taubaté (interior de Sao Paulo), las dos que cerrarán de manera inmediata, constataron fotógrafos de la AFP.

Una tercera fábrica en Ceará (noreste) seguirá funcionando hasta el último trimestre del año.

Ford, instalado desde hace un siglo en Brasil, solo mantendrá un centro de pruebas en Tatuí (interior de Sao Paulo), así como su sede regional en la capital económica de América Latina.

El mercado brasileño será abastecido en adelante a partir de la producción en Argentina, Uruguay y otros orígenes.

El anuncio, en el marco de una reestructuración del grupo de Detroit (Estados Unidos) en Sudamérica, tomó por sorpresa a los trabajadores y cayó como una bomba en Brasil, que tiene niveles récord de desempleo, al que se sumarán ahora casi 5.000 trabajadores de estas plantas.

«Fue una noticia chocante, la peor posible», explicó a la AFP Felipe Monteiro, técnico electrónico de 34 años que lleva 16 en la fábrica de Taubaté, de 850 trabajadores, tras una asamblea del Sindicato de Metalúrgicos realizada en un ambiente entristecido.

¿Qué opinas de esto?